Facebook se abre a la posibilidad de utilizar criptomonedas estables para respaldar a la Libra

Comparta el artículo

Pese a los reveses sufridos en las últimas semanas en las que siete compañías fundadoras de la Asociación Libra decidieron retirarse, Facebook se mantiene firme en la creación de una criptomoneda y, para ello, ha propuesto utilizar criptodivisas estables que respalden a la Libra y no el token inicial que se había contemplado. Eso es lo que habría dicho el día de ayer David Marcus, el ejecutivo a cargo del proyecto, de acuerdo a un cable noticioso de la agencia Reuters.

Durante su participación en un seminario privado en torno al sistema bancario que se celebró en Washington, D.C., Marcus, el hombre designado por Mark Zuckerberg para concretar el Proyecto Libra, dijo que Facebook no ha abandonado su meta original de crear un sistema digital de pagos mucho más eficiente, y si para ello es necesario desechar la idea de un token, la red social está abierta a contemplar otros enfoques.

“Podríamos hacerlo de una manera distinta”, apuntó Marcus, que en los últimos días ha tenido que bregar contra la corriente dado el éxodo de PayPal, eBay, Mastercard, VISA, MercadoPago, Stripe y Booking Holdings. “En lugar de utilizar una unidad sintética, podríamos echar mano de diferentes criptomonedas estables, por ejemplo, una moneda estable de dólar, una de euro, una de libra esterlina, etc”.

Al retiro de siete de sus miembros más notables, hay que sumar la poca o nula simpatía que ha despertado el Proyecto Libra entre el establishment financiero mundial, que ha visto en la iniciativa de Facebook una amenaza al sistema bancario tradicional así como una nueva vertiente para facilitar el lavado de dinero.

“En definitiva podríamos abordar este tema con una multitud de criptomonedas estables nacionales que representarían a las divisas nacionales, pero en una forma digital tokenizada. Esa es una de las alternativas que deben considerarse”, apuntó Marcus. No obstante, advirtió que no estaba sugiriendo que las monedas estables vinculadas a un tipo de cambio fijo fueran la nueva opción preferida del grupo.

Cuestionado por Reuters en torno a si la fecha de lanzamiento de la Libra continúa siendo el mes de junio de 2020, Marcus respondió que esa sigue siendo la meta, pero reiteró que la empresa ha señalado en repetidas ocasiones que el proyecto no avanzará a menos que se hayan resuelto y satisfecho todas las dudas en torno al mismo, así como obtenido la aprobación de las entidades reguladoras. “De modo que no depende enteramente de nosotros”, advirtió.

Finalmente, Marcus añadió que la Libra, en tanto proyecto, debe demostrar un “montón de agilidad” y en consecuencia ser totalmente factible. “Lo que nos importa es cumplir con la misión y hay muchas maneras de seguir con esto”, puntualizó.


Comparta el artículo