Rebellion, la fintech disruptora que ofrece IBAN español

Comparta el artículo

Rebellion, el neobanco con sede en Madrid que se jacta de ser la startup que mejor habla el idioma de la llamada Generación Z, se ha convertido en la primera tecnológica-financiera en ofrecer a sus muy jóvenes usuarios un Código Internacional de Cuenta Bancaria (IBAN, por sus siglas en inglés) español que estará personalizado para cada cliente, anunció la compañía a través de un comunicado.

El IBAN es una herramienta que facilita la identificación y validación internacional de una cuenta bancaria, a la vez que permite realizar pagos y cobros en otros países. En el caso específico de España, la ventaja de poseer este código radica en que muchas empresas de ese país lo solicitan para domiciliar pagos o abonar las nóminas de sus empleados, esto con la finalidad de garantizar que operan como transferencias nacionales, es decir, sin tener comisiones vinculadas.

La fintech, que está justo cumpliendo un año de haber sido fundada, fue la primera compañía de su tipo en hacerse con una licencia bancaria, así como en ofrecer servicios de pago mediante Google y Apple Pay. En este sentido, no sólo es pionera en este terreno, sino también una empresa disruptiva que se ha enfocado en el universo de personas muy jóvenes que en otro tiempo no accedían a los servicios bancarios.

“Nuestros usuarios son principalmente jóvenes trabajadores, estudiantes y erasmus de entre 16 y 25 años que disponen de un presupuesto mensual para sus gastos” explica Sergio Cerro, el también muy joven CEO de Rebellion. “Es decir, dependen de un salario limitado, de una beca o de las transferencias de sus padres para disponer de saldo en su cuenta y en su tarjeta prepago. Por ello, hemos considerado que ofrecerles la ventaja de contar con un IBAN español era algo prioritario para nosotros, pues con esta medida podrán domiciliar sus nóminas, enviar y recibir transferencias de forma más fácil y con la que están más familiarizados, y muy pronto podrán también domiciliar pagos en su cuenta”.

La licencia de Rebellion fue expedida en Lituania y le permite operar como una Entidad de Dinero Electrónico (EDE) en toda la Unión Europea. Dispone de una aplicación llamada Rebellion Pay y también entrega a los usuarios que se lo solicitan, una tarjeta Mastercard de prepago que además de funcionar de forma tradicional, permite extraer efectivo hasta cuatro ocasiones por mes sin realizar cobro de comisiones. 

Pese a sólo contar con 35 empleados en la capital de España, Rebellion ya es protagonista de una revolución en el ecosistema fintech español, y para ello tan sólo requirió de un año. Nunca mejor dicho: ¡feliz cumpleaños!


Comparta el artículo